Revista teatros

Entrevistas

volver
Entrevista a Carlota Ferrer por La leyenda del tiempo

Publicado el 30 de Enero de 2020

Entrevista a Carlota Ferrer por La leyenda del tiempo

Obra: La leyenda del tiempo

 Ponerse a Lorca en la boca es un reto, una delicia y un paseo emocional. Lorca es un referente de libertad creativa, es un motor de inspiración

 Carlota Ferrer y Darío Facal, dos de los directores más vanguardistas de la escena española actual, unen fuerzas, cariño y talento para versionar “Así que pasen cinco años”, uno de los textos más crípticos de Lorca. Escrito en 1931, hoy sigue siendo pura vanguardia. Una propuesta actual que producen Teatro Kamikaze y el Corral de Comedias de Alcalá de Henares, que acogió a finales de diciembre una primera versión de la pieza que ahora llega a Embajadores, 9. “No hay que esperar. Hay que vivir”, se dice en esta obra enigmática. Y eso es lo que hacen estos dos colosos del oficio, vivir y hacernos vivir a través de sus actores: Diego Cabarcos, Carmen Climent, Conchi Espejo, Joaquín Fernández, Tony Galán, Selam Ortega y Alicia P. Mántaras. Charlamos con ellos. Por VANESSA RAMIRO. Foto VANESSA RÁBADE 
Creadora multidisciplinar, actriz, coreógrafa y directora, ha sido directora del Festival de Otoño y coordinadora artística del Corral de Comedias de Alcalá, junto a Darío Facal. Distinguida, entre otros, con el Premio Ojo Crítico de Teatro en 2015, entre sus trabajos destacan “Blackbird”, “El bolero de Ravel”, “Esto no es La Casa de Bernarda Alba”, “Viaje al corazón del Corral” o “Sonetos del amor oscuro”. Ha sido ayudante de dirección de Krystian Lupa, Àlex Rigola y José Luis Gómez y junto a José Manuel Mora creó “Los nadadores nocturnos”, Max 2015 al mejor espectáculo revelación.

¿Qué relación une a Carlota Ferrer y a Darío Facal con Lorca?

Mi acercamiento a Lorca comienza en mis primeros años durante mi formación como actriz he estudiado y abordado en el escenario a casi todas sus protagonistas mujeres Ponerse a Lorca en la boca siempre es un reto, una delicia y un paseo emocional, por otro lado Federico Garcia Lorca es un “Da Vinci” de la creación, poeta músico, dibujante autor dramático, un referente de libertad creativa lleno de contradicciones vitales que recorren su obra en cuanto a forma y contenido como he dicho en otras ocasiones un motor de inspiración. Después de haber trabajado en el Público y haber dirigido Esto no es la casa de Bernarda me apetecía mucho seguir en diálogo creativo con el poeta.


¿Tienen un Lorca favorito?

Uff qué dificil … ¿Cuál? Poeta en Nueva york pero claro  ahora mismo… Así que pasen cinco años, porque no hay que entenderla desde la lógica de los acontecimientos sino desde un lugar más subterráneo.


A priori, antes de nada, ¿qué deberíamos saber de “Así que pasen cinco años”?

Pertenecen al llamado Teatro irrepresentable de Federico ya es interesante por paradójico ¿Se puede representar el Teatro irrepresentable? En realidad tiene una fábula sencilla y puede que naíf, pero detrás hay todo un peso existencial muy profundo. Un misterio del tiempo que habla del ser humano y se hace preguntas. ¿Hay que comerse los dulces o es mejor guardarlos para después? ¿Reside la belleza solo en la juventud, en los ideales platónicos? Es el deseo inalcanzable el que dota de mayor vida al interior? ¿Muere el amor y el deseo una vez hecho carne?


¿A qué Lorca nos encontramos en “Así que pasen cinco años”?

Un Lorca que se cuestiona y cuestiona a los demás. Un Federico que libremente se expresa en verso o en prosa,  juega con la unidad de tiempo. Un Federico que a través de lo onírico retrata nuestras fantasías, obsesiones y miedos.


Hablamos de esto porque ustedes firman la dramaturgia y dirección de esta versión libre de esta obra de Lorca. ¿Cómo surge este proyecto y cómo se gesta?

Darío y yo nos conocíamos de la profesión y siento admiración por muchos de sus trabajos.  Jaime de los Santos, tuvo el ojo de Celestina profesional y nos puso al frente en bicefalía del Corral de Comedias de Alcalá, allí codo a codo sin remedio, fraguamos una fuerte amistad personal y profesional, sin duda marcada por una afinidad estética y temática sobre el teatro que a los dos nos mueve, nos pone en duda y cada vez nos invita a partir de cero. Así que pasen cinco años era la función que yo quería haber hecho como fin de carrera en la RESAD,  no pudo ser, así que contándoselo a Darío nos miramos un segundo y decidimos que la haríamos juntos. Este año coincidía la celebración del Año Lorca  y gracias al Pavón Teatro Kamikaze que quiso producirla, se dio la oportunidad  de llevarlo a cabo.


¿Por qué este texto y no otro del universo lorquiano?

Si hay un trabajo del que he aprendido y disfrutado intelectualmente como ayudante de dirección fue el Público bajo la dirección de Álex Rigola. Además de todo el proceso de ensayos talleres charlas con eruditos etc… Hice el seguimiento de toda la gira y vi cada una de sus representaciones más de 100 si lo releyera mañana todavía encontraría una nueva posible solución al enigma.

En esta Leyenda del tiempo sin duda pasa lo mismo es un jeroglífico que no te lo acabas, por eso los espectadores se llevarán unos cuantos misterios a casa que posiblemente queden sin resolver, que es lo bueno de los grandes misterios, como el de la vida, que se quedan sin resolver aunque resolverlos sea una de nuestras misiones vitales.


¿Qué es “La leyenda del tiempo”?

Háblennos de su propuesta, cómo la definirían y a qué nos enfrenta, en qué llagas mete el dedo… Es un viaje que irradia frescura y en el que intentamos encontrar algún instante de belleza abierto a las lecturas y conclusiones diversas para que alcancen al espectador como pequeños dardos que les hagan salir de su zona de confort. ¿Es la identidad de género una construcción social? ¿hasta qué punto somos libres de vivir la vida que nos gustaría? ¿Cuánto nos limitan las convenciones sociales? ¿Quién domina nuestra efímera existencia el miedo o el deseo?


¿Cómo se materializa todo eso sobre el escenario? ¿Qué vamos a ver y a quiénes vamos a ver?

Un elenco de 8  artistas muchos muy jóvenes con una gran formación física, vocal y musical que dan vida a más de 18 personajes que son ecos y proyecciones alegóricas de los pensamientos que atenazan al protagonista: El joven. Un universo plástico donde reina lo onírico y por tanto, caben diversas manifestaciones expresivas sin duda inspiradas en las vanguardias de los años 30 con las que convivió Federico desde nuestra mirada personal. Huyendo de aquellos recursos expresivos del “autor-director”, muy cercanas al circo y al music hall, pero hemos respetado el texto casi de manera íntegra y hemos hecho hincapié en intentar, sin perder el misterio, que no llegue al espectador de una manera hermética sino de humanizar los arquetipos y alegorías.


¿Nos regalan una frase, un fragmento, del texto? El que más les guste…

“Basta con observar un rato sobre la palma de la mano, un insecto vivo , o mirar al mar una tarde poniendo atención en la forma de cada ola, para que el rostro o la llaga que llevamos en el pecho se deshaga en burbujas. Pero es que yo estoy enamorado”.


Se ha dicho que el llamado Teatro Imposible de Lorca solo se entendería pasado el tiempo. ¿Ha pasado el suficiente o Lorca sigue siendo futuro, pura vanguardia?

Creo que este texto fue tan díficil en su momento como lo es hoy, por cuestiones técnicas , la mezcla de verso y prosa que, por otro lado, ya se daba en el siglo de oro, el desarrollo  sicólogico de los personajes en el plano del  inconsciente… la aparición de ecos y proyecciones extrañas , la ruptura de la unidad de tiempo con flash backs, bucles repeticiones, paradojas como recordar hacia mañana… etc.. lo que está claro es que tiene una vigencia absoluta hoy porque se cuestiona los roles de las masculinidad y de la feminidad , habla del miedo a la muerte , de la lucha por mantener la juventud, de la pérdida de la inocencia, incluso del dinero.

Lo que seguro es más fácil hoy afortunadamente es que sea programada en muchos teatros,  aunque solo sea por descubrir este Lorca tan poco representado en nuestros escenarios. Junto con el público creo que como ya lo es La casa de Bernarda Alba debería ser objeto pedagógico en el instituto.



 ¿En qué otros proyectos andan Carlota Ferrer y Darío Facal, juntos o por separado?

Voy a impartir en primavera un Training para futuros directores en la Escuela Work In Progress que dirige Darío.  Y posiblemente vuelva a las tablas como actriz bajo la dirección de Adriana Roffi en Buenos Aires. Toco madera.
 
 
Y la última, Carlota, ¿qué nos diría su presentación de Darío Facal? Dario es como un niño grande, con una creatividad desbordante inquieto, ansioso de saber, lector empedernido, es de las personas mas cultas que conozco, no solo de teatro, de economía, de ciencia, de historia… he aprendido mucho a su lado. Y además nos reímos mucho y discutimos poco.

  • Entrevista a Thaddeus Phillips por Antropoceno
  • Entrevista a Ana Digón por Flashdance
  • Entrevista a Ángel Ruiz, Silvia de Pé y Camila Viyuela por El tiempo todo locura
  • Entrevista a Jesús Noguero por Naufragios de Álvar Núñez
  • Entrevista a Carmelo Gómez y Ana Torrent por Todas las noches de un día
  • Entrevista a Natalie Pinot por Españolas, Franco ha muerto
  • Entrevista a Jessica Belda por Españolas, Franco ha muerto
  • Entrevista a Manuela Rodríguez por Españolas, Franco ha muerto
  • Entrevista a Carmen Gallardo por Rey Lear
  • Entrevista a Carlota Ferrer por La leyenda del tiempo
  • Entrevista a Darío Facal por La leyenda del tiempo
  • Entrevista a Quique y Yeray Bazo en el especial Dramaturgos a escena
  • Entrevista a Albert Boronat en el especial Dramaturgos a escena
  • Entrevista a Rakel Camacho en el especial Dramaturgos a escena
  • Entrevista a Clàudia Cedó en el especial Dramaturgos a escena
  • Entrevista a Alberto Conejero en el especial Dramaturgos a escena
El tiempo todo locura 206 lat
Arte 4 205 lat
Cenicienta Barbarie 206 lat
Función que sale mal 204 lat
Jerusalem lat
La ternura 204 lat
Mirador 205 lat
Todas las noches de un día 205 lat
Ópera Divertimento 202 lat
Corazza 205 lat
Fernán Gómez 206 lat
Tribueñe 204 lat
Escuela Mendez Leite 205 lat
Nave 73 205 lat
Cristina Rota 205 lat
Leyenda tiempo lat
Antropoceno lat
Querella Lope 206 lat
Flashdance 205 lat