Revista teatros

Entrevistas

volver
Entrevista a Lola Blasco por En palabras de Jo... Mujercitas

Publicado el 30 de Septiembre de 2020

Entrevista a Lola Blasco por En palabras de Jo... Mujercitas

Obra: En palabras de Jo... Mujercitas

 “Mujercitas” es una obra tremendamente irónica y revolucionaria. Hay muchas cosas del personaje de Jo que lo hacen muy inspirador ahora

 Premio Nacional de Literatura Dramática por “Siglo mío, Bestia mía”, Premio de Excelencia por la Universidad Carlos III, Premio de la Crítica Literaria Valenciana por “Fuegos”, Premio Internacional Buero Vallejo por “Pieza paisaje en un prólogo y un acto”. Dramaturga –no en vano dicen que quizás una de las mejores del siglo XXI–, actriz, directora de escena y profesora, la voz de Lola Blasco, rotunda, emocionante, siempre comprometida, se oye desde el escenario mientras revisita “Mujercitas” y le da la palabra a Jo…  

Gertrude Stein, Patti Smith, Simone de Beauvoir y Joyce Carol Oates. ¿Lola Blasco también es de esas mujeres a las que de algún modo marcó Louisa May Alcott?

Si te soy sincera, a mí Mujercitas me ha marcado más de mayor que de pequeña. La versión que yo leí de Mujercitas estaba censurada y mi recuerdo sobre la novela era algo edulcorado. Sin embargo, el volver a la obra de Alcott desde una mentalidad adulta, eso sí me ha marcado muchísimo. Mujercitas es una obra tremendamente irónica y revolucionaria, aunque pueda no parecerlo a simple vista.

El sentido del humor de Alcott y el cuestionamiento que hace sobre las relaciones románticas es muy novedoso para su época y no me refiero, exclusivamente, al personaje de Jo. Entre los fragmentos normalmente censurados se encuentran algunos pasajes sobre lo desilusionante que puede resultar la vida en pareja para las hermanas March. Así que sí, me uno a esa lista de mujeres que hacen de Mujercitas uno de sus libros de referencia. 


¿Recuerda su primer contacto con “Mujercitas”?

Dice Pepa Gamboa, directora de este espectáculo, que la imagen de Jo leyendo un libro en lo alto de un árbol se le quedó grabada para siempre y que casi todas las chicas que ha conocido recuerdan algo especial asociado a su lectura. ¿Usted también? ¿Cuál es su recuerdo? Para mí el hecho de que el personaje protagonista sea una escritora. Para nosotras es difícil encontrar referentes y yo empecé a escribir a los ocho años. Por eso me marcó el personaje de Jo, porque compartía sus mismas aspiraciones, las aspiraciones de la propia Alcott.


Hablamos de esta obra porque la versión que usted ha concebido se estrena a finales de abril en el Teatro Español. Cuéntennos un poco qué es "En palabras de Jo... Mujercitas.

La obra que va a poder verse en el Teatro Español está inspirada en la novela y sus personajes, pero es absolutamente libre. No he tratado de emular las versiones que se han hecho para cine, ni siquiera la novela, puesto que llevarla al teatro sería tremendamente complejo y me temo que podría resultar desilusionante. Mi decisión dramatúrgica ha tenido que ver más con crear un dispositivo que funcione a nivel escénico, con los elementos que le son propios al teatro. De ahí que me haya centrado, no sólo en el personaje de la escritora, en su punto de vista, sino en el mismo proceso de escritura. He intentado hacer al espectador partícipe de ese proceso, como si pudiera observar por una mirilla cómo se produce el proceso de creación. La obra está llena de humor y de desencanto a partes iguales. Espero que de más de una sorpresa.


Se trata, creo, de una revisitación de la obra pero desde el presente y leyendo ‘entre líneas’… ¿Qué se esconde entre las líneas de “Mujercitas” y qué legado nos ha dejado?

Se esconde el profundo inconformismo de una autora con su época. Inconformismo que, si bien no pudo llevar al máximo en su novela, sí que pudo ejercer en su vida. Louisa May Alcott nunca se casó y llegó a ser independiente económicamente, es más, logró convertirse en el sostén de toda su familia. Mujercitas es un ejemplo más de cómo las mujeres hemos sido silenciadas, pero no somos silenciosas.


A Louisa May Alcott no le dejaron escribir el final que tenía pensado para Jo. ¿Qué tiene Jo que decirnos a las mujeres del siglo XXI?  

Alcott quería que su heroína no se casase, quería que fuera un ejemplo para las niñas de que la felicidad no se encuentra en la búsqueda de un marido, sino en ellas mismas. Por suerte ya no estamos en ese tiempo y en estos momentos las jóvenes ya saben esto. Sin embargo, hay muchas cosas de ese personaje que lo hacen muy inspirador también ahora.  Como por ejemplo su determinación o su fuerza de carácter... También la importancia de perseguir los sueños y de superar barreras como mujeres.


Han utilizado, además, otras piezas de la escritora porque Louisa May Alcott es mucho más que “Mujercitas”, ¿verdad? Cuéntenos un poco… ¿Quién fue, más allá de la autora de “Mujercitas”, Louisa May Alcott?

Supongo que como a mucha otra gente, me sorprendió mucho la cara oculta de la escritora, las otras novelas que escribió bajo el pseudónimo A.M Barnard. Se trata de novelas góticas en las que, en la mayoría de los casos, el personaje protagonista es una femme fatale que no se rige por la moral de la época y que acaba consiguiendo sus objetivos. Louisa May Alcott no pudo publicar estas novelas con su nombre para no dañar su reputación y por tanto la venta de sus “novelas para chicas” y de ahí que hasta hace poco no se conociera esta faceta de la autora. Saber que esas novelas pertenecen a Alcott hace que algunos de sus clásicos como Mujercitas tengan que leerse, necesariamente, de otra manera.


Dramaturga, directora, actriz y docente. ¿Qué es lo mejor y lo peor de cada una de estas facetas?

Lo mejor de la autoría es la posibilidad de habitar todos los personajes, y lo peor es la soledad del oficio. En el caso de la dirección diría que lo mejor y lo peor es tener la última palabra. Como actriz, diría que lo mejor es la posibilidad de juego que se da en la escena y lo peor es que en la escena, no hay lugar para esconderse.


¿En qué más anda Lola Blasco?

En estos momentos ando también con Siglo mío, Bestia mía que podrá verse en el CDN, y con algunas cosas para la temporada próxima. 

  • Entrevista a Àlex Rigola por Un país sin descubrir de cuyos confines no regresa ningún viajero
  • Entrevista a Carmen Conesa y Jesús Nogüero por Sombra y Realidad
  • Entrevista a Juan Ceacero y Javier Lara por Sueños y visiones de Rodrigo Rato
  • Entrevista a Julián Fuentes Reta por Tribus
  • Entrevista a Emilio Sagi por La del manojo de rosas
  • Entrevista a Carlos Álvarez por La del manojo de rosas
  • Entrevista a Luis Zahera por Mis mejores hazañas
  • Entrevista a Gabino Diego y Cecilia Solaguren por Los Mojigatos
  • Entrevista a Josep Maria Flotats por El enfermo imaginario
  • Entrevista a Álex O'Dogherty por Imbécil (midiendo las palabras) Teatro Capitol
  • Entrevista a Alberto Conejero por el 38 Festival de Otoño
  • Entrevista a Joaquín De Luz por CND en Teatro Real
  • Entrevista a Daniel Grao por La máquina de Turing
  • Entrevista a Concha Velasco por La habitación de María
  • Entrevista a Carlos Saura por El coronel no tiene quien le escriba
  • Entrevista a Roser por Comedy Battle
Actualidad 2
Giselle 208 lat
Microteatro lat 208
Arlequín 210 lat
Criadas 209 lat
Fahrenheit 210 lat
Tarambana 208 lat
Familia Camino 210 lat
Vídeos
Golondrina 210 lat
Abadía 210 lat
Festival de Vitoria 208/209 lat
El Umbral 208 lat
El coronel 209 lat
Miguel Molina 210 lat
Tribueñe 210 lat
Mujercitas 209 lat
CDN chico lat 209
Circo Price lat
Jamming 209 lat
Soho 209 lat
Mirador 210 lat
MPC 209 lat
Habitación María 209 lat
Mojigatos 209 lat
Fernan Gomez 210 lat
Matar cansa lat
Sueños y visiones lat

¡Apúntate a nuestra newsletter!

Recibirás un email quincenal con la revista completa, la actualidad destacada y ventajas exclusivas

  He leído y acepto la política de privacidad.