Revista teatros

Entrevistas

volver
Entrevista a Lolita Flores por Fedra

Publicado el 31 de Agosto de 2018

Entrevista a Lolita Flores por Fedra

Obra: Fedra

 Paco Bezerra pone palabras en mi boca que duelen como una sentencia. Fedra está luchando por liberarse, quiere ser feliz cueste lo que cueste

 Lolita Flores lo ha vuelto a hacer. Ha vuelto a desgarrarse por dentro para regalarnos a una mujer atormentada por una pasión que ya no puede reprimir más... Una Fedra sexual y sin remordimientos, una Fedra contemporánea, combativa y sin miedo, una Fedra muy mujer, llena de amor y de desamor y, sobre todo, una Fedra ovacionada en su estreno en el Festival de Mérida. El magistral texto de Paco Bezerra dirigido por Luis Luque llega ahora a Madrid. Completan el reparto unos excepcionales Críspulo Cabezas, Tina Sáinz, Juan Fernández y Eneko Sagardoy.  

Lolita ha conquistado al público del Festival de Mérida con esta magistral y combativa Fedra. ¿Cómo vivió su estreno en ese marco incomparable y con qué sensaciones llegará a Madrid?

El estreno en el Festival de Mérida fue impresionante. Además de la emoción que ya llevábamos los miembros del equipo, se unió el intenso calor de esos días. Parecía como si de verdad estuviéramos en las laderas de un volcán a punto de entrar en erupción. El teatro romano de Mérida es un escenario inigualable que consigue poner el vello de punta a quienes actuamos allí. Después hemos hecho unos cuantos bolos a los que íbamos todavía con la misma emoción y ahora, cuando entremos en La Latina, seguro que recuperaremos el mismo espíritu.


¿A qué nos enfrenta, siglos después, la historia de Fedra, de qué nos habla, en qué llagas mete el dedo?

Fedra habla del amor no correspondido, de la pasión enfermiza, de la necesidad de sentirse amado y de la obsesión. También habla de la importancia de asumir las consecuencias de los actos y de las tragedias que se pueden derivar de no hacerlo. Como se puede comprobar, Fedra conlleva muchas enseñanzas; no nos hemos dejado una llaga sin tocar.


Dicen Paco Bezerra y Luis Luque que Fedra, incapaz de decidir se condena a la muerte, se convierte en un personaje un tanto inactivo al que han querido sacar de ese letargo. ¿Cómo es esta nueva Fedra, cómo la definiría?

Esta Fedra empieza la función sumida en un letargo, es cierto, pero luego se despierta y con ella despierta toda la fuerza del volcán de la isla. Para lo bueno y para lo malo. Yo creo que Fedra es una mujer que se siente viva y no se resigna a su papel de esposa del rey, al que todos dicen que debería estar acostumbrada (o resignada). Ella ama y quiere manifestar ese amor y quiere que la amen. Parece todo muy básico, pero el problema está en que, además de ser un amor prohibido, no es correspondido.


Si le pido una frase de Fedra, la más dura, la más impactante, la más demoledora, cuál podría ser…

¿Una sola frase? Es casi imposible… Paco Bezerra pone palabras en mi boca que duelen como una sentencia. Me acuerdo ahora mismo de esta: “Cuando se siente el cosquilleo del enamorado, al orgullo hay que matarlo, pues no es otra cosa sino orgullo pretender ser más fuerte que el amor”, que quizá es la que define el sentir de Fedra durante toda la función.


¿Es este montaje, como ha dicho la crítica, una oda a la mujer y a su liberación y a su venganza?  Porque Fedra es, quizá, sobre todo, un animal herido…

Así lo he querido entender yo y así lo han entendido Luis y Paco. Fedra está luchando todo el rato por liberarse; no por ser más que nadie, ella no se compara, lo que quiere es ser feliz cueste lo que cueste. Siente una gran insatisfacción y esa ansia la lleva a confundirse y a pasar por encima de las convenciones sociales.


La historia de Fedra no sería la misma sin los personajes que rodean su vida e, imagino, el éxito de Lolita tampoco sería el mismo sin los actores que la han rodeado. Háblenos un poquito de Críspulo, Juan, Tina y Eneko y de sus roles sobre el escenario.

Mis compañeros de Fedra han sido fundamentales para mí porque mi personaje se ha levantado también en función de quiénes son cada uno de ellos.

Juan Fernández ha sido mi marido durante años en distintos trabajos y aquí hace un Teseo imponente; un rey acostumbrado a no tener que dar explicaciones de sus actos que juzga con excesiva dureza a quienes, según él, se desvían del camino. Con Juan me siento en casa, siempre ha sido así.

De Tina Sainz puedo decir lo mismo: la conozco hace años y trabajar con ella ha sido una masterclass continua. Enone, la nodriza que interpreta, es cómplice de Fedra hasta superar cualquier límite que pueda imaginarse. Sin ella Fedra estaría aún más perdida.

Eneko es Acamante, mi hijo y el de Teseo. Quiere a su madre y haría cualquier cosa por ella, pero le cuesta superar ciertas convenciones sociales. Es un personaje que sufre, como todos en la obra, pero porque no sabe qué ni a quién creer. Trabajar con Eneko y construir con él esta relación de confianza ha sido una experiencia preciosa.

Y lo mismo me ha sucedido con Críspulo Cabezas, Hipólito, cuya pureza le coloca muy lejos de la pasión desatada de Fedra, pero a la vez es muy vulnerable a la misma.


Volvamos a la crítica. Alguien ha dicho: “A ratos uno la mira y ve a su propia madre, a Lola Flores, recitando con furor lorquiano como quien escupe pájaros negros”. Qué bonito, ¿no?

Sí, es bonito… pero yo no he trabajado en esa clave. He intentado que sobre el escenario hubiera una actriz interpretando a Fedra y que esa actriz fuera Lolita Flores. No he pretendido hacer lo fácil, que hubiera sido convertir a Fedra en una Flores. Ni Luis Luque ni yo queríamos eso, y hemos luchado mucho para conseguirlo. Sin embargo, es inevitable ser quien uno es… y también es inevitable que los otros vean en uno lo que quieren ver. Puede que éste sea el caso.


Mientras preparaba la entrevista imaginaba a alguna chica que sueña con ser actriz entre el público para la que ya a partir de ahora Lolita Flores será su referencia si algún día hace Fedra. Con todas las que se han hecho y se han visto, ¿Lolita recuerda alguna Fedra mítica para ella?

He visto varias, pero no me he inspirado en ninguna. Recuerdo la más reciente para mí, quizá, la de Ana Belén dirigida por José Carlos Plaza, también para el Festival de Mérida. Este personaje lo han interpretado mujeres a las que admiro, como Magüi Mira, Victoria Vera… Eso que dices me da vértigo: que mi personaje sea una referencia para alguna actriz que quiera interpretarlo en el futuro… Es toda una responsabilidad.


Si la Lolita de este 2018 se encontrase a aquella Lolita que hace 40 años se subiera por primera vez a un escenario en un pueblo de Galicia, ¿qué le diría?

Pues probablemente le diría que abriese los ojos y aprendiese todo lo que pueda, que la vida es muy larga y cuanto más se aprenda en el camino, mejor. Y luego otras muchas cosas que me guardo para mí.


Aparte de esta Fedra, que imagino seguirá su gira, ¿algún otro proyecto entre manos, personal o profesional, que pueda contarse y le haga especial ilusión?

Volver a Tu Cara me Suena me hace mucha ilusión. Es un programa que disfruto mucho y ya he creado tanta complicidad con mis compañeros que volver a encontrarme con ellos me aporta un plus de alegría. Y no te puedo contar más de momento, porque es verdad que tengo gira con Fedra, pero de proyectos que no están cerrados prefiero no decir nada. 

  • Entrevista a Helena Pimenta por El castigo sin venganza
  • Entrevista a Ramón Langa y Natalia Dicenta. La puta de las mil noches
  • Entrevista a Paco Mir. Director de Jazz Bodas de Fígaro
  • Entrevista a Miquel Ortega, compositor
  • Entrevista a Cristóbal Suárez por Los cuerpos perdidos
  • Entrevista a Josep Maria Flotats por la vuelta de Voltaire Rousseau
  • Entrevista a Carmelo Gómez y Ana Torrent por Todas las noches de un día
  • Entrevista a Silvia Munt. Dirige El precio
  • Entrevista a María Galiana por El mago
  • Entrevista a Verónica Echegui, Alfonso Lara y Alberto Iglesias
  • Entrevista a Ernesto Caballero por Un bar bajo la arena
  • Entrevista a Andreu Casanova por Tinder sorpresa
  • Entrevista a Tristán Ulloa y Gonzalo de Castro por El precio
  • Entrevista a Manuel Velasco por El funeral
  • Alessandro Riga y Cristina Casas por El Cascanueces
  • Perfectos desconocidos (Olivia Molina, Alicia Borrachero, Jaime Zataraín, Ismael Fristchi, Antonio Pagudo, Elena Ballesteros, Fernando Soto y Daniel Guzmán)
Jazz Bodas lat
Aguacates 192 lat
Curioso incidente lat
CUERPOS LAT
La ternura 190 lat
FEstival Vitoria 190 lat
El precio 191 lat
Tinder 190 lat
Guindalera 192 lat
CDN LAT
Voltaire/Rousseau 192 lat
Funeral lat
Todas noches lat
Emociones 192 lat
MERCARTES LAT