Revista teatros

Entrevistas

volver
Entrevista a Bárbara Lluch por El rey que rabió

Publicado el 01 de Junio de 2021

Entrevista a Bárbara Lluch por El rey que rabió

Obra: El rey que rabió - Teatro de la Zarzuela

Para reflexionar sobre algo no hace falta irte a casa llorando, también te puedes reír

 Ha pasado la covid dos veces, le han cancelado proyectos y confiesa que durante este tiempo duro temió que tendría que dedicarse a otra cosa. Si tuviera que hacerlo, su alma, esa que habla el lenguaje de la ópera, ahora también el de la zarzuela, se dedicaría a ayudar. “O a achuchar perros”, nos ha contado divertida. Dice que sigue asistiendo a directores –y lo ha hecho con los grandes, Bob Wilson, Robert Lepage o Romeo Castelluci– porque es la manera de seguir aprendiendo. Y eso que ya ha firmado piezas como “Le Cinesi”, “La casa de Bernarda Alba”, “Sueño de una noche de verano”... y le esperan “Sonnámbula” en el Real o “Un avvertimento ai gelosi” en Valencia.

Regresa a la Zarzuela, donde debutó en 2018 con “La casa de Bernarda Alba”.

En este trabajo, donde pasas tantas horas, hablas de cosas privadas y pasas por muchos estados, desde la ansiedad hasta la euforia, se crean relaciones muy especiales. Yo al Teatro de la Zarzuela lo considero mi casa aquí en Madrid. “La casa de Bernarda Alba” fue mi primer gran proyecto. Fue una maravilla, el libreto era espectacular, trabajar con el maestro Miquel Ortega fue un sueño, el reparto era perfecto... Fue un proyecto precioso, que nos dio muy buen resultado y al que le agradezco muchísimo.


Después de un año tan complicado y de esta temporada tan inusual, nada mejor que terminarla riendo, ¿no?

Sí, desde luego. Eso lo decimos todo el rato (risas). Esta obra es tan divertida... ¡Yo todavía no me puedo creer que sea de 1891, Aza y Carrión eran unos genios! Hay cosas que podrían estar escritas esta mañana o mañana por la tarde. La política, el tema de la dimisión, la corrupción… y luego ya temas más normales, como el amor. Es increíblemente moderna, pero no solo los temas, sino también el vocabulario.


No hay más que leer las críticas del estreno. ¿Tan buena es esta zarzuela?

Tan buena es. Yo no la conocía y cuando me la ofreció Daniel Bianco me fui a casa corriendo, la escuché y le llamé y le dije: “Absolutamente sí” (risas). Fue un flechazo y yo sola en este año tan duro que hemos pasado, yo he tenido covid dos veces, leía el libreto en casa y me tronchaba de la risa. ¡Qué ideas, qué ritmo, qué imaginación, qué maravilla!


Cuéntenos algo de “El rey que rabió”...

Espero hacerle justicia. Nos lo hemos llevado como sugieren los autores a un mundo irreal y en un tiempo que podría ser hace cien años o dentro de cien o podría ser hoy, con un vestuario y una escenografía surrealistas y unos personajes que, aunque estén escritos hace casi 150 años, le van a resonar a todo el mundo. Por ejemplo, el rey no tiene nombre, el general, tampoco, el gobernador, el intendente y el almirante... Está concebida ya para que tú puedas poner desde tu concepción y desde tu vista política a quien quieras.


El espectador también es protagonista...

El trabajo ha sido intentar no limitar la libertad del espectador. Que vaya y no solo disfrute, sino que pueda empatizar, que pueda reconocer cosas... Creo que es lo más interesante del teatro, salir con algo que te haya llegado y que puedas conectar con lo que está pasando. Hemos intentado contar la historia de una manera que no etiquete, que no esté encerrada ni a izquierdas ni a derechas ni a centro, sino en un mundo donde cada uno pueda reconocer colores, frases, tonos, música, donde todo el mundo pueda participar desde su butaca.


¿Qué más se esconde bajo ese manto de diversión a modo de fábula?

Muchas cosas que resuenan mucho, por ejemplo, vivimos una realidad que no sabemos hasta qué punto es cierta, puedes controlar, y es terrible, lo que una persona sabe. La información debería ser un bien común y en el momento en que la cortas la percepción de una persona cambia completamente. Es lo que han hecho a este rey: le han hecho vivir en una burbuja. Entonces toca en parte todo esto que ha sido tan famoso con Trump, las fake news, la polarización, crear dos estereotipos de mundos completamente diferentes, el mundo del campesino y el mundo de la Corte, que está creada no por caminos naturales, sino por la fuerza, el poder ha decidido que nuestra visión sobre el mundo tiene que ser de una manera especial y eso da mucho miedo.


¡Pero esta zarzuela era un divertimento!

(Risas). La maravilla es poder reírse de las cosas, ya no solo por el año que llevamos, sino porque para reflexionar sobre algo no hace falta irte a casa llorando, también te puedes reír. En esta zarzuela en la que hay tanto, tanto texto, vamos a reconocer diálogos que podrían estar pasando en un parlamento europeo o mundial ahora mismo. Está dirigido y actuado por un maravilloso reparto y llevado hacia lo cómico porque es lo que quería Chapí.


¿Cómo es la Bárbara Lluch directora?

Soy muy novel, muy entregada, muy calmada ensayando, aunque a veces hablo rapidísimo (risas), siempre voy muy preparada porque me da pánico que alguien me pille y me gusta mucho escuchar. Yo llevo una propuesta, pero me gusta hacer un traje especial para cada persona. Ahora, por ejemplo, tenemos dos repartos y el reparto primero no tiene nada que ver con el reparto segundo, no son dos funciones diferentes, pero sí hay interpretaciones diferentes y por ahí les he empujado, como coger lo mejor que tiene cada uno y levantarlo en vez de que entren en un molde que no es el suyo. Me gustaría pensar que soy tranquila, aunque a veces hablo rapidísimo (risas) y que escucho. Para mí desde luego es un trabajo de equipo.

VENTA DE ENTRADAS

  • Entrevista a Agustín Jiménez y Carlos Chamarro por Perdidos
  • Entrevista a Ana Belén y Lluis Homar por Antonio y Cleopatra en Festival de Mérida
  • Entrevista a Toni Acosta por Anfitrión
  • Entrevista a Israel Elejalde y Luis Bermejo por Los Mariachis
  • Entrevista a Alejo Sauras y Mina El Hammani por Edipo en Festival de Mérida
  • Entrevista a Pablo Carbonell por Mercado de amores
  • Entrevista a Pepa Rus por ¡Viva la Pepa!
  • Entrevista a Carlos Latre por Golfus de Roma en Festival de Mérida
  • Entrevista a Pepón Nieto por Anfitrión
  • Entrevista a Rafael Alvarez El brujo por Los dioses y dios
  • Entrevista a Paula Iwasaki por Hipatia de Alejandría
  • Entrevista a Dani Muriel por Anfitrión
  • Entrevista a Fele Martínez por Anfitrión
  • Entrevista a María Ordóñez por Anfitrión
  • Entrevista a José Troncoso por Anfitrión
  • Entrevista a Cándido Gómez por Las suplicantes
Replika 217 lat
Productora 23 216-217-218 lat
Mérida 218 (hst 22 ag) lat
Arlequín Lina lat
Porteña 11 jul lat
La pasión de Yerma (hst 18) lat
Olite 217 lat
Alcantara 218 lat
La canción de Ipanema 217-218 lat
El 5 de Velarde 217-218 lat
Perdidos (hst 22 ag) lat
Peñíscola 217 lat
Semana Teatro Caravaca lat
Festival de Almagro 217 lat
Lorenzo Moncloa ok 217-218 lat
Clímax 217 lat
Burundanga 10º aniversario lat
El lago de los cisnes 217 lat
Fiesta Corral Cervantes 217 lat
Ciudad Rodrigo 218 lat

¡Apúntate a nuestra newsletter!

Recibirás un email quincenal con la revista completa, la actualidad destacada y ventajas exclusivas

  He leído y acepto la política de privacidad.